Tienda de Productos BDSM y Bondage

En la tienda de productos BDSM y Bondage tendrás a tu disposición todo lo que necesitas para practicar Bondage y Sadomasoquismo, tanto si quieres comenzar estas prácticas, como si ya eres todo un experto en las mismas.

¿Qué significa BDSM y qué es el Bondage?

¿Qué son los artículos para BDSM e inmovilización?

¿Qué son los artículos para BDSM e inmovilización?

Pues unos artículos pensados para el disfrute de la práctica erótica que responde a las siglas BDSM, o sea a Bondage, Dominación, Sado y Masoquismo, técnica erótica en la que uno de los miembros de la pareja ejerce una posición de dominio respecto del otro, que mantiene una actitud sumisa.

¿Para quién son los artículos para las prácticas sexuales de dominio?

¿Para quién son los artículos para las prácticas sexuales de dominio?

Para los amantes de las sensaciones eróticas fuertes que huyen del sexo convencional, buscando la excitación sexual tanto en la privación del movimiento como en la privación sensorial.

¿Cuántos tipos de productos para  juegos de dominación existen?

¿Cuántos tipos de productos para juegos de dominación existen?

De lo más variados como el Kit juguetes bondage principiantes, Fetish Fantasy sistema restricciones para la cama, Fetish Fantasy Columpio vueltas fantasy negro, Desir Metallique Colllar Metálico Malla Negro y Fetish Fantasy Set de Barra Espaciadora y Esposas.

¿Te atreves a crear tus propias sombras con los Productos BDSM y Bondage o vas a dejar que te lo cuenten en el cine?

¿Cómo se usan los productos para prácticas sadomasoquistas?

Una buena manera de romper con la rutina y experimentar atractivos y sugerentes campos sexuales es comenzar con estas prácticas eróticas que implican que se prive a uno de sus participantes de la capacidad de movimiento o sensorial. Esta privación es susceptible de hacerse sobre todo el cuerpo o únicamente sobre una parte del mismo, para lo que se utilizan instrumentos del estilo de esposas, cuerdas y mordazas, así como cadenas y máscaras.

Las ataduras se realizan con la persona vestida o desnuda y se basan en un sexo consentido y consensuado. Para llevar a cabo este tipo de técnicas sexuales, lo fundamental es que haya confianza total entre la persona atada y la que ata.

Niveles más fuertes se alcanzan mediante la estimulación con pinzas y electrodos, para quienes gusten de alcanzar sus orgasmos de un modo distinto.

Una divertidísima variante es la de los columpios que es una excelente manera de experimentar posturas diferentes, igual que el bondage en suspensión, una de las prácticas esterella del bondage y del BDSM en el que se ata a una persona mediante cuerdas, cadenas o algún aparato diseñado para su elevación del suelo.

Hay que tener la precaución de observar una serie de normas de seguridad como serían nunca dejar sola a la persona atada, no pasarle una cuerda alrededor del cuello, tener a mano una tijera funcional por si la persona quiere ser liberada rápidamente, no utilizar nudos corredizos y evitar que quien esté atado pueda caerse. A partir de esta base, son técnicas sexuales tan seguras como cualquier otras y con una espectacular dosis extra de morbo.